Latte Art Morning Pack de Tony Moly


Latte Art Milk Tea de Tony Moly es una crema mañanera para hidratar y conseguir un aspecto radiante desde primera hora de la mañana. Su packaging es realmente original, una taza de café contiene el producto principal y la cápsula de leche una esencia para potenciar los efectos de la crema.


Ahora que ya la he probado, os cuento mi experiencia. 


¿Qué es?

Latte Art Milk Tea es un producto multifuncional e ingenioso que puede actuar como una crema hidratante o como base para el maquillaje. Sus ingredientes conseguirán dar un aspecto radiante a nuestra piel, hidratado y cerrando poros. Gracias a los extractos de té que contiene relaja y desinflama la cara inchada de dormir y gracias a la cafeína activará la circulación, aportando una dosis de energía extra a nuestra piel y dándole un aspecto más joven.


Al dejar la piel suave, lisa y con los poros cerrados, es perfecta para preparar la piel antes del maquillaje. Una vez aplicada resultará mucho más sencillo aplicar nuestra base habitual, y quedará con un mejor aspecto. 

Os habréis fijado en la pequeña capsula y os estareis preguntando para que sirve. Bueno pues la cápsula contiene un concentrado rico en leche, que mejorará las propiedades de la crema con un aporte extra de hidratación, efecto anti-arrugas y anti-manchas.


¿Como usar Latte Art?

Lo primero que debemos hacer es abrir la cápsula y verter la esencia sobre la crema Latte Art. Con la ayuda de la palita que trae el propio envase removeremos bien hasta conseguir una mezcla homogénea. Es importante tener en cuenta que la esencia aportará beneficios extras a nuestra crema, pero también reducirá el tiempo de caducidad, ya que contiene extracto de leche y es muy perecedero. Una vez combinéis la esencia, la crema durará seis meses. Si no la mezcláis, durará más.

Mi experiencia:

Y ahora os voy a habalr un poquito más acerca de mi experiencia personal. Lo que más me ha llamado la atención es lo ligera que es esta crema. El suave suave y ligera como ninguna. 
Como veis en la foto tiene un color anaranjado muy apetitosos. Huele muy bien, con un toque a vainilla. Al aplicarla noto una sensación refrescante y agradable. Al ser muy ligera, se absorbe rápidamente sin dejar sensación pegajosa o brillos. Con poquita cantidad, un guisantito, llega para toda la cara. Es cierto que cierra algo los poros, quizás no tanto como otras cremas destinadas a esto expresamente, pero si mejora su aspecto. 


Resumiendo, la experinacia ha sido buena. Es una crema muy agradable para usar por las mañanas ya que su textura ligera y sensación fresquita ayuda a descongestionar y mejor el aspecto y tacto de la piel, además de prepararla para el maquillaje. Y lo mejor, hidrata sin aportar grasa.


Del envase que os voy a decir que no os hayáis dado cuenta!! Es una pasada, súper original y caprichoso. Me perece una opción perfecta para hacer un regalo especial y diferente. A mi me costó acerca de 18€ incluyendo el envío de Corea a mi casa. En España podéis encontrarla en la tienda Korean Queens, distribuidores oficiales de Tony Moly.


¡Espero que os haya gustado!

Con la tecnología de Blogger.